Cómo elaborar perfiles de empresa

Cuando se ha identificado como objetivo una empresa de interés, es útil descubrir todo lo que se pueda sobre ella, lo que incluye información que puede parecer que no está relacionada o no es pertinente para sus actividades específicas en el sector maderero. Esto es así para las empresas de todas las etapas de la cadena de suministro.

Esta información debe ordenarse a modo de perfil de empresa en un único documento, que puede ampliarse según vayan encontrándose más datos. El perfil de una empresa puede incluir la siguiente información:

  • Dónde tiene su sede la empresa
  • Cómo de grande es, en lo que respecta al volumen de madera que maneja, la superficie de concesiones/permisos de tala que posee o los ingresos
  • Quién posee la empresa y si son personas individuales o accionistas
  • Quiénes son los principales ejecutivos o gerentes de la empresa
  • Con qué empresas está afiliada, en especial sociedades de inversiones
  • De qué empresas o zonas compra y a cuáles vende
  • Qué conexiones tiene con otras empresas o personas, especialmente políticos
  • Cómo financia sus operaciones (por ejemplo, si depende de préstamos bancarios u otros instrumentos financieros)

Una gran parte de la información que se necesita para elaborar perfiles de empresa puede encontrarse haciendo búsquedas en Internet [véase el Recurso práctico: fuentes de información en línea]. Si una empresa cotiza en bolsa, publicará información útil en el mercado de valores nacional o en sus informes anuales. Otras fuentes en línea incluyen sitios web de la empresa, informes de los medios de comunicación (entre ellos publicaciones financieras y comerciales), documentos y permisos gubernamentales y mercados de productos de la madera en Internet. En algunos casos, es posible que no haya mucha información en línea. Pero la información también puede obtenerse durante el trabajo de campo, particularmente entrevistando a las comunidades o los trabajadores [véase el apartado El aprovechamiento ilegal: el trabajo de campo]. Entrevistar a otras empresas que operan en el sector, ya sea abiertamente o no [véase el apartado Investigaciones encubiertas] puede ser revelador. A veces, también es posible que las empresas estén dispuestas a facilitar información sobre su competencia.

Comprender la naturaleza de una empresa hasta el mayor grado posible puede traer nuevas pistas de investigación, particularmente en lo que respecta a las cadenas de suministro. Además, de ahí pueden surgir otras formas de ilegalidad. En algunos países, por ejemplo, es ilegal que personas estrechamente relacionadas con un político (personas conocidas como «personas políticamente expuestas») se beneficien de la asignación de recursos naturales. Esto puede dar lugar a nuevas formas de hacer presión. Por ejemplo, hay bancos o fondos de inversión que abandonarán o suspenderán sus relaciones con empresas expuestas a actividades ilegales, lo que, a su vez, puede presionarlas para que cambien sus hábitos [véase el Estudio de caso 2].

Comprobar en Internet la información básica puede sacar a la luz las afiliaciones políticas u otros intereses empresariales, las actividades corruptas o delictivas del pasado o los abusos de derechos humanos o ambientales relacionados con una concesión o un aserradero. Esto proporciona a las investigaciones un contexto valioso. Por ejemplo, si hay poderosos intereses políticos implicados, esto podría ayudar a explicar por qué los madereros ilegales han estado operando impunemente. Además, puede ayudar a identificar los riesgos que podrían encontrarse durante el trabajo de campo.