7. Cómo investigar las exportaciones de madera

En abril de 2014, en Myanmar se aprobó una prohibición de exportar troncos en un intento por poner freno a la desenfrenada extracción excesiva de madera en sus menguantes bosques. El cupo anual permitido en el país se ha excedido regularmente debido a un aprovechamiento y unas exportaciones sin control, habiéndose transportado una gran parte de la madera directamente a través de la frontera norte con China a pesar del requisito de que todas las exportaciones se enviaran a través de Yangon, en el sur. En junio de 2015, investigadores del EIA viajaron a los puestos fronterizos entre Myanmar y China para determinar el volumen de troncos exportados en contravención de la prohibición. En el pueblo de Nongdao, documentaron miles de toneladas troncos de teca, palisandro de Birmania y paduk asiático de gran valor, que se habían introducido en China desde Myanmar. En el importante pueblo de tránsito de Ruili, también en China, los investigadores observaron camiones descargando piezas de palisandro a diario. A principios de 2015, los investigadores documentaron largas colas de camiones cargados de troncos que esperaban para cruzar la frontera con China.

El EIA utilizó también metodologías encubiertas, haciéndose pasar por compradores de madera para obtener información de los comerciantes y los agentes de logística. Esto les permitió crearse una imagen de los métodos que utiliza la industria para obtener acceso a los recursos y burlar las restricciones y la compleja red de personas que controlan la cadena de suministro.